Válvula de alarma

Válvula de Alarma para Sistema Húmedo

Un sistema de protección contra incendio de sistema húmedo es aquel compuesto por tuberías y cabezas de rociadores normalmente cerrados y cuentan con bulbo de vidrio. Todos los rociadores se encuentran presurizados con agua contra incendio suministrada por el sistema de bombeo atreves de una válvula de alarma. La Válvula de Alarma actúa como válvula de retención del sistema húmedo. Mantiene el agua a presión por encima de su clapeta y evita el flujo en sentido inverso desde las tuberías del sistema de rociadores. Los rociadores están calibrados para que a cierta temperatura se rompan y así permiten el flujo de agua a través de si, provocando inundación en el área donde están instalados. Los rociadores que no han sido afectados por la temperatura del fuego se mantendrán cerrados.

La válvula de alarma se ha diseñado para generar una señal de alarma siempre que se mantenga un flujo de agua (como el que se genera cuando se abre un rociador) accionando una alarma hidroneumática, opcional, y/o un interruptor de presión de alarma. La válvula de alarma puede utilizarse con suministros de presión variable si se le añade una cámara de retardo, opcional, de accesorios (trim) estándar.

Diagrama de instalación de una válvula de alarma para sistemas humedos

Características:

  • Cuerpo de Hierro Dúctil
  • Conexiones y Presión Nominal:
  • Bridadas o ranuradas ANSI #150 – 17 Bar/250 PSI)
  • Tamaños de 3”, 4”, 6” y 8” de diámetro
  • Inspección de partes móviles sin desmontar la válvula
  • By-pass externo para minimizar las falsas alarmas
  • Opera en sistemas de presión constante o variable
  • Listada UL y Aprobada FM para 250 PSI
  • Puertos para Manómetros, dispositivos de Alarma y Drenaje
  • Cumple con Norma de PEMEX NRF-127-PEMEX-2014

Opciones:

  • Trim de Control de Brass
  • Recubrimiento de Halar para ambiente corrosivo
  • Cámara de retardo
  • Alarma sonora hidráulica
  • Interruptor de Flujo

Si bien la válvula de alarma se fabrica de materiales para sistemas no corrosivos, también existen opciones de recubrimientos especiales como el Halar® (ECTFE) que le dan alta resistencia a la corrosión. En ocasiones se puede sustituir una válvula de alarma por una válvula de pre acción y en este tipo de válvula existen más variedades de materiales de construcción para aplicaciones con agua corrosiva.

Típicamente la válvula de alarma se usa en interiores de instalaciones tales como complejos comerciales, hoteleros y residenciales, así como, hospitales, museos, almacenes, etc. Se fabrican en tamaños desde 3” hasta 8” con conexiones roscadas, bridadas cara plana o realzada y conexiones ranuradas, estas últimas son las más usadas en las instalaciones antes mencionadas.

Para más detalles o información de otros productos consulte con uno de nuestros de SCALE quien con gusto le apoyara en su proyecto.